lunes, 10 de octubre de 2016

Metamorfosis (donde, cuando y como se j. todo)


Metamorfosis (donde, cuando y como se j. todo)


Melvin Mañón
Melvin Mañón
Durante los años 60 tres grandes innovaciones hicieron su aparición y cambiaron el mundo en todas partes. Las grandes luchas sociales, anticoloniales, gremiales o revolucionarias fueron minadas por:
1.- La disponibilidad y uso masivo de drogas. Siempre las hubo, pero salvo periodos como las Guerras del Opio que le impusieron a China, las drogas habían sido de consumo limitado y confinado a las élites. Drogas, a la escala de Viet Nam y otras zonas durante esa década no fue una casualidad. Usaron las drogas como adormecimiento, desviación deliberada, castración social y coadyuvante a la proliferación de otros males.
2.- Las sociedades, los salarios y la cultura de los años 60 no permitían que la gente pudiera consumir a la velocidad que proponía la industria. La vieja cultura de ahorrar primero y comprar después debió ser sustituida por otra: comprar primero y pagar después y el sistema resolvió esa necesidad ampliando las facilidades de crédito bancario y creando las famosas e inefables “tarjetas de crédito”.
Durante la 2da. Guerra Mundial el desarrollo científico para uso militar fue impresionante y la gran industria tuvo una expansión extraordinaria. Luego, desarrolló numerosas aplicaciones domésticas desde el televisor a la aspiradora. La tarjeta de crédito aupó y propició el consumo de los nuevos productos que deberían hacerle “la vida mas fácil” a la gente que deberían “simplificar” labores y deberíamos todos “pasar menos trabajo”. Había nacido una nueva cultura.
3.- La píldora anticonceptiva fomentó, con las demás invenciones mencionadas, un relajamiento de las costumbres que transformó el viejo romanticismo en sexualidad. Los boleros latinos, las películas de amor, las viejas costumbres y las grandes y antiguas restricciones a la sexualidad estallaron en mil pedazos y proporcionaron la base material de una serie de movimientos cataclísmicos como el de la “Liberación Femenina” y también condujeron a todas las formas de tolerancia a la sexualidad contemporánea cualquiera que sea la orientación de estas. La explosión erótica y la sexualidad resultante estremecieron el mundo, apuntalaron el consumo, expandieron las drogas y complementaron con efectividad todos los esquemas de diversionismo concebidos para alejar a los pueblos de las luchas civiles, gremiales, nacionales, o revolucionarias.
El sistema fue capaz de encontrar y poner en marcha una nueva teoría del conocimiento y una propuesta ideológica en defensa del individualismo y el consumo a la escala del mundo académico donde tenía sentido. Lo mas importante empero fue que el sistema produjo alternativas reales de estilos de vida y para difundir y demostrarnos a todos la superioridad de ese nuevo modelo, dispuso a su favor de otra trascendental pero entonces modesta y casi ignorada invención: el transistor que abarató, simplifico y multiplicó las telecomunicaciones.
Nuestras incompetencias jugaron un papel en el plano local. La verdad es que, el campo socialista, la intelectualidad revolucionaria y todo el establecimiento teórico, ideológico y dirigencial del socialismo no fue capaz de ver lo que estaba sucediendo ni estimar sus consecuencias a largo plazo.
Por Melvin Mañón

Es mejor precaver que tener que lamentar

Estar atento, caminar de prisa, transmitir que vas para algún lado, son ingredientes para evitar ser víctima del crimen callejero. Los ...