Inquietudes, Conocimiento y Experiencias. Una publicación Aceda - Eramis Cruz *******

viernes, 26 de julio de 2013

Servicio exterior: una vergüenza nacional que cuesta más de RD$1,400 MM

Servicio exterior: una vergüenza nacional que cuesta más de RD$1,400 MM en salarios al año Escrito Por: Edwin Ruiz   // 2013/07/24   // 2 Comentarios
Fachada de la Cancillería.



La nómina del Ministerio de Relaciones Exteriores de República Dominicana incluye 1,500 asignados en consulados y embajadas. Tres de cada cuatro no están acreditados oficialmente en los países y organismos multilaterales a los que fueron enviados, lo que significa que no pueden ejercer su función y, por lo tanto, cobran sin trabajar.
 
Ver PDF Ver infografía Ver infografía Ver infografía
El 22 de agosto de 2011 el presidente Leonel Fernández dictó el decreto número 495-11, con el que desató una cadena de eventos que orillaron al país hacia el surrealismo de Macondo. Representantes de una avergonzada comunidad dominicana en Massachusetts reclamaron un freno a un “insólito desacato a la decisión del Presidente de la República Dominicana”.

Pero, aparentemente, esta historia tuvo un final feliz sólo para los causantes de la vergüenza nacional, y no para el país. Se trata de la destitución mediante decreto del cónsul Dominico Cabral, de Boston, Massachusetts, y su sustitución por Miguel Ángel Andújar.

El conflicto bajó de perfil, cuando con su acostumbrada política de nombramientos, el anterior presidente designó a Cabral como embajador alterno ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU), puesto que no ocupa oficialmente por falta de acreditación, aunque cada mes cobra US$3,000, según la nómina de la Cancillería.

Y así, Andújar ocupa el codiciado puesto de cónsul de Boston, con la acreditación oficial del Departamento de Estado estadounidense, por cuyo desempeño cobra US$2,500 cada mes.

Según la nómina de la Cancillería, ante la ONU, el Gobierno dominicano ha designado a 76 personas, incluyendo a diez embajadores alternos, además del titular Virgilio Alcántara. Sin embargo, del total del personal designado, solo 26 están registrados en el “Blue Book” (de abril de 2013) de ese organismo internacional, lo que significa que apenas el 34% oficialmente constituye la misión permanente de República Dominicana ante esa entidad multilateral.

El resto, por tanto, son “botellas”, que incluyen al polémico Dominico Cabral y a otros cuatros embajadores alternos. En total, y según la nómina de la Cancillería, las 76 personas designadas ante la ONU le cuestan a los dominicanos que pagan impuestos US$112,000 cada mes, pero de este total, US$60,350 (equivalente al 54%) se destinan a saldar “los salarios gratuitos” de los 50 que no trabajan.

Con fines de comparación, se puede decir que Costa Rica, un país con una economía e intereses similares a los de República Dominicana, tiene designadas en su misión permanente ante la ONU a sólo 10 personas, encabezadas por el embajador titular y un solo embajador alterno.
Hasta julio de 2013, el personal designado al servicio exterior dominicano suma 1,502 personas, de los cuales 1,500 perciben un salario en dólares por parte del Estado, y dos son cónsules honorarios.

En los últimos años, este número ha crecido como la espuma batida por el festival de decretos “dudosos” (según la expresión utilizada por la embajada estadounidense en Santo Domingo en unos de los cables revelados por WikiLeaks) emitidos por Fernández para nombrar a correligionarios políticos.

En enero de 2012, el reputado periodista Juan Bolívar Díaz, en un reportaje sobre el tema, estimó que para esa fecha la nómina integrada por embajadores, embajadores alternos, consejeros, cónsules, vicecónsules, secretarios, etc., incluía 1,163 personas, lo que significa que en menos de un año y medio (hasta junio de 2013) el personal designado en el exterior fue inflado en 29.1%.

En salarios para este personal, el Estado gasta cada mes US$2.5 millones, lo que representa al año un monto superior a los US$32 millones. Un muestreo realizado mediante el cruce con algunas listas de acreditación consulares y diplomáticas de los países y organismos de destinos refleja que al 75% del personal diplomático y consular dominicano, el país u organismo internacional de destino le negó la acreditación. Esto significa que tres de cada cuatro nombrados no pueden ejercer sus funciones, lo cual los convierte en “botellas”.

Pero a esta cantidad hay que sumarle otros 136 “funcionarios de carrera diplomática” que aparecen en la nómina de la Cancillería sin identificación de nombres y apellidos.

El Ministerio de Relaciones Exteriores, que encabeza Carlos Morales Troncoso desde agosto de 2004, justifica estos nombramientos con la función genérica de “asignados a diferentes áreas según necesidades de servicios”. Por este concepto, el contribuyente dominicano paga más de RD$5.4 millones al mes, que al año suman RD$70.4 millones.

De este modo, y a la tasa de cambio promedio de lo que va de julio, la nómina del servicio exterior dominicano, solo por salario bruto, suma al año más de RD$1,400 millones. Este monto no incluye otras prestaciones y los derivados de la usual y opaca discrecionalidad en el uso de los ingresos consulares.

Una fuente cuenta que recientemente visitó el consulado de Nueva York y, al observar que estaban contando dólares, preguntó para qué eran y una empleada amiga le respondió: “Es para distribuir entre los compañeros”.
El consulado de Nueva York tiene designadas a 98 personas, y es una representación muy socorrida, a juzgar por los 56 cargos de “auxiliar consular” que incluye. Ninguno de ellos es reconocido como tal por el Gobierno de Estados Unidos. Sin embargo, el país gasta al año en el salario de esos “compañeros” más de US$1.6 millones. También abundan sus vicecónsules. Cuenta con 39 y cada uno le cuesta al contribuyente dominicano US$1,750 mensuales. Apenas cuatro tienen la acreditación del Gobierno estadounidense.

La hipertrofia del servicio exterior dominicano es tan evidente que, con todo desparpajo, ha sido reconocida por el actual ministro de Relaciones Exteriores, Morales Troncoso, presidente del disminuido Partido Reformista Social Cristiano (PRSC), una organización aliada al oficialismo.
En octubre de 2012, el funcionario declaró a la prensa que el 92% del personal del servicio exterior pertenece al oficialista Partido de la Liberación Dominicana (PLD), y que la organización que dirige, el PRSC, apenas tiene nombrado el 8%.

Durante más de un mes, La Lupa Sin Trabas solicitó a través de la encargada de prensa Evelyn Estrella una entrevista a Morales Troncoso, y al director de la Escuela Diplomática y Consular del Ministerio de Relaciones Exteriores, y a solicitud de la institución, se envió un cuestionario con las preguntas. Sin embargo, ambos funcionarios ignoraron la solicitud.
A pesar de que la Cancillería tiene la Escuela Diplomática y Consular que opera desde 1999, al 15 de agosto de 2012 solo 57 personas estaban integradas a la Carrera Diplomática y Consular, de acuerdo con los requisitos que por ley impone el Ministerio de Administración Pública. Esto representa apenas el 3.7% del personal.

El excanciller Hugo Tolentino Dipp dijo que a la hora de otorgar la acreditación, de acuerdo con la Convención de Viena, los países juzgan la cantidad de diplomáticos enviados por la nación extranjera, y la capacidad aparente de las personas designadas. Si no cumplen con los requisitos, diplomáticamente, el Gobierno del país receptor niega el plácet.

En los cables revelados por WikiLeaks se puede mirar detrás del telón de esa postura diplomática. En uno de los despachos fechado en 2006, el embajador de Estados Unidos en República Dominicana notifica a su Gobierno que informó al presidente Fernández que “las personas recientemente nombradas como cónsul general en NY y cónsul general en San Juan deben comenzar a renunciar a su actual estatus como ciudadanos norteamericanos/residentes permanentes antes del 25 de octubre (de ese año)”. Añade que el mandatario dominicano le pidió una “exoneración” para que residentes legales puedan servir como diplomáticos”.

También se revela cómo el presidente dominicano abogó a favor de Teonilde Casado Cheung, cónsul general en Hong Kong, que fue detenida en Estados Unidos cuando iba de tránsito por estar acusada de “contrabando de personas para identificar a posibles migrantes”.

Asimismo, los cables mencionan a Francisco Estévez, “un cónsul en NY que fue acusado en EUA por tráfico de inmigrantes en diciembre de 2008”.
Los países se cuidan de una representación diplomática excesiva que se preste “a actos que no son los estrictamente diplomáticos”, explica Tolentino Dipp. El exceso de República Dominicana es tres de cada cuatro.

“República Dominicana está siendo objeto de burla en muchos países”

Hugo Tolentino Dipp, actual diputado y excanciller


¿Qué significa que un representante diplomático extranjero no sea acreditado por el estado receptor?
En el fondo, eso significa que ese estado considera que ya existe un número suficiente de diplomáticos acreditados de ese país, y que otro más no es necesario. Los países toman cierto cuidado de no tener una representación diplomática excesiva que se pueda prestar a actos que no son los estrictamente diplomáticos. Eso está establecido en las normas y convenios internacionales.

Pero, además, puede considerar que la persona designada no merece ser acreditada por el hecho de no contar con la capacidad aparente para ejercer funciones diplomáticas. Los estados juzgan las calificaciones de las personas, y al rechazarlas, lo hacen naturalmente en términos diplomáticos. Pero indudablemente no las aceptan.

En la ONU, República Dominicana tiene designado a 76 diplomáticos y en la OEA a otros 40. ¿Qué le parece?
Eso es escandaloso. Y fíjate en los consulados. El de Nueva York tiene, por poner un ejemplo, un enorme número de personas no acreditadas. Estados Unidos no los acredita porque considera que no son necesarios, porque no tienen el currículo adecuado o porque considera que son simples cargos de favores.

¿Qué usted cree que pasa con los graduados en la escuela diplomática y consular?
Es una burla a la carrera diplomática, a las justas ambiciones de jóvenes que la han cursado y que de buenas a primeras ven que no encuentran un lugar en el servicio exterior, por el hecho de que la política es lo que prima para poner a los favoritos del canciller o del presidente de la República. El presidente de la República es quien dirige las relaciones internacionales. Si permite que en la Cancillería dominicana suceda lo que acontece, es porque lo propicia. Es el mayor responsable.

Este abultamiento, ¿qué implicaciones tiene para el país?
Tiene una dimensión económica. Hay una utilización desproporcionada del presupuesto, y bastarda, además. Bastarda, porque evidencia un clientelismo que es toda una concepción de tipo político. Es una burla a un país pobre como el nuestro que no tiene recursos para desperdiciarlos.

Es decir, yo soy canciller, y presidente además de un partido político ligado al partido del Gobierno. Por consiguiente, por los aportes que yo he hecho, tengo derecho a valerme de los fondos del Estado, del presupuesto de la nación, a fin de favorecer a mis seguidores.

¿Son botellas los diplomáticos y cónsules no acreditados?
Pero claro que sí. Si usted no puede ejercer sus funciones de forma oficial, entonces usted está recibiendo un dinero sin poder ejercerlas. Entonces reciben un sueldo gratuito. Eso lo paga el contribuyente dominicano. Y todo esto forma parte de una concepción política que caracteriza al gobierno dominicano actual. Yo no digo que otros gobiernos no lo tuvieran. Yo estuve en la Cancillería y puedo decir que no pocas veces tuve que intervenir con el presidente de la República, y no me puede desmentir, para decirle que no eran posible tantos y tales nombramientos. Y son testigos muchos de los funcionarios que trabajaron conmigo de que no fueron pocos los decretos que yo archivé, porque consideré que no debía darle curso. Y por estos se me puede considerar como irrespetuoso con el presidente de la República. Pero debo decir que cada vez que yo iba a hablar con el presidente Hipólito Mejía, a fin de decirle que había muchos cónsules en tal sitio, él siempre fue bastante sensible con eso. ¡Que se busquen los archivos para que se vea cómo era la situación en la época de Hipólito Mejía!

¿Cree usted que ha habido un incremento…?
Ha habido un incremento, un abultamiento increíble. Yo tengo la información de una cantidad enorme de funcionarios diplomáticos que viven en el país, pero que están designados en otros países, inclusive, familiares de políticos importantes.

¿Cómo afecta la imagen del país?
Me parece que República Dominicana está siendo objeto de burla en muchos países, donde tiene un número de “diplomáticos” que no trabajan, que no conocen las reglas de la diplomacia, y las exigencias de las relaciones internacionales.

¿Cómo explica que en un gobierno como el del presidente Leonel Fernández, en el que se hablaba de modernización, de relaciones internacionales y de globalización, se llenara de “botellas” en el servicio exterior dominicano?
El presidente Leonel Fernández lo que tiene son discos grabados. Es una especie de vellonera. No le importa atropellar las ideas. Dice cosas que existen, que otros han dicho, y que él cree que son novedosas, como el problema de la competitividad. Son temas, por demás, labrados, y de buenas a primera lo dice, y yo creo que un poco en abuso de la ignorancia de nosotros, los dominicanos. Pero quizás, sin comprender que los dominicanos no son tan tontos, de que se dan cuenta de que hay más palabrería que realidad.

Considerando que la situación del servicio exterior es un legado del gobierno anterior, ¿qué usted le diría al actual presidente Danilo Medina?
Se le debe decir que el presidente de la República es el que dirige las relaciones internacionales, y que por consiguiente, cualquier tropiezo en ese sentido se le atribuye directamente a él. El canciller es solamente un intérprete de la posiciones de principio del presidente de la República. Pero además, el Presidente es quien dicta los decretos con los que se nombran a las personas.

domingo, 21 de julio de 2013

Reglas de etiqueta para publicar fotos en Facebook


 
(CNN) — Puede que tus amigos aficionados a las fotos estén capturando imágenes grupales espontáneas o posando en las fiestas de fin de año este fin de semana, pero a veces uno no quiere ser fotografiado.
Tal vez estás teniendo un mal día, un día de 'me siento gorda', o simplemente prefieres que no todo el mundo (incluido tu jefe) vea todos los detalles picantes de la noche.
Pero ahora parece que casi todo el mundo tiene una cámara de fotos y de video en el bolsillo, gracias a los smartphones. Hemos creado una sociedad de fotógrafos constantes a quienes les gusta compartir inmediatamente las imágenes en las redes sociales para que todos las vean.
Entonces, ¿qué límites y pautas debemos establecer con nuestros amigos aficionados a tomar fotos y etiquetarlas?
Anna Post, la tataranieta de Emily Post y coautora de Emily Post's Etiquette, 18th Edition: Manners for a New World, tiene algunas sugerencias adaptadas a acontecimientos y situaciones específicas:

 
Fiestas y reuniones: Permanece en el momento
 

Antes de sacar tu cámara, pregúntate: "¿Me estoy saliendo de este momento?"
"Cualquiera que sea el suceso: funerales, bodas, conciertos, lo que sea, estás allí para participar, y ser el fotógrafo te coloca fuera del panorama, literalmente", dice Post. "Recuerdo que estaba en un gran concierto de rock y por suerte había conseguido boletos en la segunda fila. Estaba muy emocionada y estaba enviando fotos a mi hermana que no pudo estar allí, y me di cuenta de que me había perdido la interpretación de mi canción favorita porque estaba muy ocupada tomando fotos".
Ella aconseja que pienses acerca de tu papel en la reunión u ocasión.
"Si te han pedido que la documentes sólo por un momento, está bien", dice Post. Pero si tu papel es realmente estar allí, entonces no puedes olvidar o descuidar tu participación.
 

Bodas: ¿Te la pasas publicando en Facebook? 

Post dice que la mayoría de las preguntas de etiqueta que recibe son sobre bodas.
"Probablemente está bien tomar una foto de la novia que viene caminando por el pasillo, a menos que se haya solicitado no tomar fotos, lo cual a menudo es el caso porque es una distracción", dice.
Post también recibe preguntas sobre la publicación de las fotos de la boda (no la tuya) en Facebook.
"Estás publicando todas estas fotos en Facebook antes de que (la novia) haya tenido siquiera la oportunidad de verlas por sí misma y experimentar ese momento".
Post sugiere esperar para dar a la novia y al novio la oportunidad de publicar un par de cosas por sí mismos o permitirles vetar las fotos que tú planeas publicar.
"No es que ellos tengan que aprobar todas las fotos que subas”, dice. “Pero el primer conjunto idealmente debería provenir de ellos, a menos que te hayan dado permiso para ponerlo en línea”.
 

Despedidas de solteros: Ten una plática

Incluso si tú personalmente no estás en busca de nada lascivo, si estás en Miami de fiesta con un martini en una mano, de pie delante de un pastel con forma de partes íntimas, no quieres que esas fotos aparezcan en la web.
Post sugiere tener una conversación en el momento en que alguien saca una cámara. O mejor aún, una persona designada debe hablar con todo el grupo sobre la política de captura de fotografías desde el comienzo de la noche, y luego al final de la noche como recordatorio.
Post sugiere decir algo como: “Damas, si tomamos fotos, serán para nosotras solamente. Lo que sucede en Miami se queda en Miami”.
"Sobre todo porque se trata de una despedida de soltera, y aunque podría ser divertido hacer eso con tus amigos más íntimos, el mundo entero de Facebook no son tus amigos más íntimos. Es por eso que hacemos estos discernimientos y distinciones”, dice.
 

Primera cita: Sé divertido, no escalofriante

Está bien que tomes una foto, “tal vez si ambos se están divirtiendo con sus teléfonos, para conocerse entre sí, compartiendo un momento fotográfico”, dice Post.
"Pero ciertamente no debes convertir eso en una sesión de fotos de esa persona; eso es un poco atemorizante”.
 

Funerales: ¿No es obvio?

¿Está bien tomar fotos en un funeral? “Por supuesto que no”, dice Post.
Fiestas: No invites a quienes no fueron invitados.
Si se trata de una foto de grupo, o el anfitrión hizo un platillo especialmente impresionante o colocó una hermosa mesa, “entonces podrías pedir tomar 'una' foto, de lo contrario no lo hagas, guarda tu dispositivo”, dice Post.
“Por un lado, mucha gente comienza a tomar fotos en un iPhone o algún dispositivo similar, y cuando comienzan inmediatamente a publicar en Facebook, eso los saca de la habitación y comienzan a invitar a personas que no fueron invitadas a esa habitación. Realmente cambia la dinámica”.

Para reuniones privadas, Post sugiere preguntar al grupo: “¿Les importaría si publico estas en Facebook más tarde?”
 

Cuando realmente no quieres que te tomen fotos
 

“Siempre sucederá que las personas tomen unas cuantas fotos como parte de una reunión de grupo”, dice Post.
“Pero cuando alguien está tomando una tonelada, una tonelada, una tonelada (de fotos), es cuando les puedes decir —ya sea en broma delante del grupo, o si en realidad no están entendiendo el mensaje, llevarlos a un lado y decirles en privado— 'este realmente no es mi mejor día. Las fotos terminarán en un minuto”.
Post sugiere tratar el asunto a la ligera en un principio, y después de eso, decirlo en privado: “Mira, sé que te estás divirtiendo mucho con esto, pero yo realmente no quiero más fotos de mí”.
Y si todavía no se detiene, Post recomienda literalmente salir de la foto.

Si las fotos no son tan halagadoras...

Debido a que tenemos capacidad ilimitada y no nos quedamos sin rollo, la gente sube fotos a Facebook por cientos, aunque estas no sean tan geniales.
“La mayoría de la gente tiende a publicar la foto pensando que la gente se entusiasmará de verla más tarde”, dice Post. Pero eso no aplica para todos todo el tiempo.
Puedes pedir (y deben hacerte caso) que la foto de ti no sea publicada en Facebook. Si las fotos ya han sido subidas, dice Post, tienes dos opciones: Si has sido etiquetado, retira la etiqueta.

También dice: “Está bien, si realmente no te gusta algo, pide que la retiren. Yo considero que es un gran asunto pedir a alguien que la baje, pero siempre puedes hacerlo. Yo no podría hacer eso por cada imagen que mis mejores amigos publican”.
 

¿Cómo lucir excelente en las fotos?
Si no quieres ser fotografiado debido a inseguridades, hay trucos fáciles para salir mejor en las fotografías: Piensa en alguien o algo que realmente te haga feliz. Y recuerda tener una buena postura: estómago adentro, hombros hacia atrás.
O haz el truco del actor de pararte de tres cuartos hacia la cámara, una cadera y un pie delante, y la mano en la cadera.
 

Practica sonreír y posar frente al espejo.
Si eres fotografiado desde abajo, puede parecer que tienes doble mentón, así que agáchate hasta quedar de frente a la cámara, o mirando para arriba hacia ella.
Y práctica la confianza. Es probable que te veas mejor de lo que piensas.


martes, 16 de julio de 2013

El papelito de la cigua ¡que Lilís no leyó!

23 de marzo del 2012

Cuando Jacobito Lara en Moca, apoyó su carabina de bronce en el mostrador y le largó el primer petacazo a Lilís. Haciéndole fuego por delante,perdiendo el cuadre  monumental de Presidente en su vil truculencia del destino pretencioso de estar ungido y exponiendo su propia pechuga de guacamayo. Su cabeza se estremeció por la explosión del estruendo patibulario del instrumento que fue accionado con alevosía, volándole la oreja izquierda, rozándole el cuello con el disparo, arrugándole el fino traje de rayita que se estrenaba en esa ocasión y estropeándole el perfume Francés chamuscado con el cual se había embardunó.

La clase media trepadora, la clase baja vendida por un Mabí de “bejuco de indio” y una “masita”de colmado, confabulada  en su interior con los intereses mezquino de los poderosos. Han actuado en contra de ellos mismo.

La oligarquía sediciosa dolida, siempre busca en los lugares recónditos las aperturas de los grandes cambios sociales y políticos de nuestra nación. Hemos animado una cultura de corrupción desenfrenada, e impunidad que sigue plenamente vigente  desde  1844.Hasta que la sociedad haga conciencia y se decide a vivir de pie y no de rodillas.

Un sistema político, económico y social con amos internacionales y servidores locales cleptómano que nos han llenado de pavor e indignación en estos últimos siete años. Burlándose, dilapidando y gastando sin necesidad el erario público de  una nación pobre la cual ellos no han podido destruir. LE HEMOS DADO AL ZORRO EL RECUENTO DE LAS GALLINAS  EN NUESTRO PROPIO GALLINERO.

Lilíss ese día de Santa Ana, 26 de julio de 1899.Embardunado hasta la madre con un perfume francés se convirtió rápidamente en  una ciguapa cañera. Candela por delante y fuego por detrás. Cinco vejigazos más sonaron comiéndole el cuerpo al negro semental que se creyó que había nacido para semilla.

Disparado a corta distancia del “cachafu” humeante de Món Cáceres. Lo ayudarón a perder el cuadre por completo. En el último respiro de su vida. Un suspiro profundo de su truculenta vida absorbió en su último atino apoyarse de una mata de guásuma. Logrando desenfundar y largar dos petacazos antes de que se le quebraran las piernas, llevándose de paso a un octogenario mendigo que momentos antes le pedía par de “clavao”. Jacobito jamás pensó que su presa también fue pulpero de un mostrador de la casa de Monsieur Dumbrose en la novia del Atlántico.

La ampolla que tenía Ulises Hereaux en su pie izquierdo era  un lastre viejo que databa del proceso histórico de del 1868(la guerra de los seis años). El mismo año que se firmaba el pacto de Zanjón en Cuba. Después que Máximo Gómez le aplicó la “Campaña de la Tea” para darle candela a todos los ingenios, cañaverales y debilitar el Gobierno Colonial  Español y llevarlo a las mesas de las negociaciones.

En 1868, Báez firmó y realizó un contrato  oneroso y, se hundió más en el pozo de la desvergüenza, cuando se olvidó retirarle los poderes para vender bonos y contratar plácidamente en nombre de la República. Veinte años después esos bonos de la Harmount pasaron a la compañía Holandesa Westendorp a la cual se le autorizó vender bonos por más de un millón y medio de libras esterlinas, agravándose ese proceso. Hereaux aceptó en su formación inculta e impetuosa que los derechos de la Westendorp pasaran a manos de un grupo norteamericano que se organizó bajo el nombre de “Santo Domingo Improvement Company” en el año 1890.Mon Cáceres firmó la Convención Dominico-Americana que es el papel legal argüido por los “Gringos” para la intervención del 1916.

Hoy estos “señoritos” del peledeismo sobre pasaron esos bonos como nunca antes ¡HASTA DONDE NOS QUIEREN LLEVAR! Han dilapidado el erario público, y han pasado hacer el gobierno más corrupto en la historia Republicana! QUE DIOS LE BENDIGA! Se burlaron de  la institucionalidad de nuestros estamentos. Hoy ellos son los paladines y ocupan el primer lugar en Latinoamérica de la corrupción administrativa. Ese puesto se lo han abrogado instituciones internacionales como colofón de pruebas fehacientes e irrefutables de su mal desgobierno que han realizado.

Ese fue el principio de varios acontecimientos sucesivos trágico en la  larga cadena de  desgracia de la vida política y social de la República, lo que conllevó inicialmente a la intervención militar dominicana cuando finalmente Món Cáceres firmó la convención Dominico-Americana en el 1907.

En adición a todo esto,  lo que finalmente convocó a la muerte de Lilíss fue  las emisiones de billetes y monedas metálicas de baja ley.Y la introducción de contrabando de dineros falsificado por las familias adineradas del momento en barriles desde la frontera en una franca conspiración, al cual él habia creado como grupo económico de poder. Que se tornó de pronto, sin quererlo en  situaciones grave, produciendo protestas,  llegando en algunos casos al fusilamiento,exilio,y cárcel.

Todo el país iba en una dirección al borde del colapso y desastre completo. Llevando a las capas superiores burguesas a planear y ejecutar un plan conspirativo para salir de él, por dos medios: Primero el de la vía del levantamiento armado pero esta vía había sido truncada por él mismo y Segundo,  la del atentado político.

No por patriotismo, sino, que la instalación del ten ferrocarril de Sánchez a La Vega destruyó el negocio frondoso y jugoso del acarreo de  la familia Cáceres-Vázquez. Una de las familias adineradas y poderosas de la parte norte del país.

Eran, de las cosas que Lilíss comenzó arrastrar en  su larga cadena oxidada del descontento de las tres capas sociales de la nación. Sin poder escapar del ambiente social en que se vivía y  por su parte buscando la esperanza deslumbrada de los escolares en un paseo matinal sin retorno.

Despertó ese trágico día para él despuntando el alba y su problema se levantaron con él. Lo inquietaba algo ¿Y no sabía qué? Ni lo satisfizo nada, miraba el río Ozama en sus inmensas aguas, compartiendo la ternura dócil del líquido sutil y el cielo azulado. Se quedaba ratos viendo las nubes pasar tratando de ver más allá en la lontananza sideral del acontecer adoquinado de la ciudad intramuros.

En su mente supersticiosa de brujo, convivía con la idea de persecución continua de un “Fucú”  tártaro que lo requería en todas partes. Buscando explicaciones ¿Qué? ¿Quién coño, le había echado esa vaina? Y no encontraba  repuesta.

Se sumergía en sus cavilaciones oceánicas de sus perturbaciones atrapadas, sin poder salir de la jaula, como si le lastimara el parir de una burra en medio de un lodazar que era lo que más le encantaba ver.

!Tráeme al  brujo del coño ese! El que me ensalmó la última vez. Antes de irme a jalarme los moños en el Porquero. Cuando le di hasta con el cubo del agua…………… ¡Con el carajo de la mierda ése! ¿Cómo se llamaba? Se me salvó en tablita. El que cogió el monte. Y huyó despavorido en la expedición que tenía mucha gente de ésa que le gustan hablar cantando. Poetas y pocos de guerreros. Y después en otra ocasión él mismo se descojonó. Ese que dijo ¡Presidente o gusano! Ahhhhhhh…….Cesáreo Guillermo.

Mientras Lilíss se ponía sus botas y las espuelas de montar. Masticaba un pedazo de cazabe azuano que le enviaba su hijita Rosa.Quien se la había pintado a  Juana Ogando en sus andanzas de fogosidad sexual, dando tuza a diestra y siniestra por el Sur a todo el que le pasara por el lado.En sus jolgorios de vulgaridades de reyerta de amor y placer de la vida licenciosa de bragueta que solía vivir. Lucía como un Guacamayo tropical cualquiera montando hembras dentro de cualquier matorral.

Le encantaba jugar al peligro y vivir en el filo de la espada, quedándose inmutable frente a estar siempre en el columpio de la muerte en el sentido del trapecista saltimbanqui de pato macho de patio en el cual cobijaba en su fuero. Ese hilo del desprecio de la vida y amor a la muerte. Cuando en la consulta se le pronosticó una vaina que le contrajo el alma.

¡ASINA MISMO ES!  Le dijo al brujo…… “asina” mismo es. No me contradigas: Las cartas, las velas y el vaso de agua,los caracoles,Tu mano dicén la misma vainas. ¡Cuídese coño que se lo van a llevar, pa” lla!, no valla.Usted no va regresar.

Vete a la mierda brujo maricon. Lárgate donde no te veaaaa…. Dijo Lilís:  ¡MIRA CARAJO VETE AHORA MISMO DE AQUÍ , TU NO SABES  QUE YO ESTOY UNTAO DE UN BRUJO DE HAITI!!!  Mordiendo el tabaco que tenía en la boca sin encender.

Lilís, pero a acuérdate lo que le pasó a  Pedro Florentino ¿El también estaba untaó? Y…Que pasó?, le dieron un cajetazo durmiendo  ¡Y ése sí que estaba Untaó de verdad! Usted sabe  muy bien como lo “jodieron”. Lo “fuñeron”  durmiendo.

Cuando uno está Untaó. Esas vainas no funcionan así, durmiendo….Y asina es, te van a  joder. Murmuró con voz  aflautada y mortuoria el brujo. Pero el que se va a joder no piensa, y el que vive en esas vainas del poder rompiendo ‘pescuezo y montando hembras”. Lo viven velando ¡COÑO, TIENE QUE CUIDARTE! Insistía el brujo. Lilís  lo fulminó con una mirada torva. Pero él tomó la rienda de la mula mañosa y tosca que era, se zambulló  de un sopetón en el destino oscuro de los tiesos en la tiniebla.

Como ánima que lleva Satanás trataba el brujo de salir de la habitación donde se encontraba con Lilís. En su mente supersticiosa de brujo  “tártaro” le inquiría: Cuídate y hazme caso. Y por último le dijo a Lilís !Te van a jodeeeeeer! No me jodas más respondió Lilís. Derrumbándose en una silla, sentado mirando a lo lejos envuelto en un silencio pastoso, agrio grisáceo. Su semblante descompuesto y atrincherado todavía en el cantón del  “Encabao y Porquero”.

Un  pesar inmenso como nunca antes, se podía notar desde lejos en su pinta descompuesta. La Guadaña de la muerte en la cual él se transportaba, acariciaba su cuello desde hacía mucho tiempo. Solamente él se apoyaba y dejaba de parecerse a sí mismo, con el pronóstico de consulta de aquel bellaco de la magia negra.

Repetía y repetía diciéndole ¡ENSALMAME OTRA VEZ COÑO!  ¡Ya tú no coges más ensalme Lilís ¡El aroma sutil de ese encanto pasó y tú no quieres entender! Y la vaina que te hiciste en Haití, dizque para estar ‘untao’ no funciona.Ya te lo he dicho mil veces. ¡Te vas a joder por cabezú! Tú eres más terco que una mula mañosa parida.

El negro sudaba por dentro y por fuera, destilando un hiel amargo y sórdido por la pestilencia  misma de los burdeles del atlántico donde fue engendrado, y en la que en sus años mozos solía visitar y que por gracia de pirata abusadores deseaba  tirarse a todas las féminas que andaban con una falda puesta de un solo bocado.

Nunca se sacudió por las emociones calientes del combate en ello actuaba sereno e inmutable como si amara la nigromancia de sus encantos, con el machete en la mano. Como si le hubiera aterrizado un “Corto Circuito” en el alma, ¡Maldita vaina esta! cavilaba en su silencio de iguana sureña. Su cuerpo gastado como una lima vieja, musitaba por dentro de las heridas que le habían infringido con anterioridad .Nueve de armas blancas y  cinco de fuego de pólvora a “boca de jarro”.

La mano derecha se encontraba lisiada. Sabía por dentro que sus heridas eran del alma, no de armas. Nadie se había atrevido  “carajearlo” jamás. Y pocas veces contemporizaba por necesidad. Era un abstemio nato. En sus rosarios de ideas no existía la indulgencia, ni la tolerancia. El que se pasaba de la raya le partía el pescuezo en cuatro.

Era una bestia brutal e irreflexiva, sin importarles los méritos de nadie. Todas esas adulaciones zalameras empalagosa le encantaban y tendrían sus consecuencias en un muy corto tiempo. Tendría en sus manos como nadie el poder desde donde de un plumazo, exiliaba al que le daba la santa gana, fusilar sin contemplaciones amigos y enemigos, no importaba el sexo y  el color de la piel, inclusive gentes con méritos bien ganados. Eso para él era un simple bagazo de caña disparado por la parte de atrás de un burro sabanero.

Su tremenda voluntad avasallante, sus patrones violentos en la refriega sexual con su conducta de bragueta, nunca les sacudierón las emociones en la guerra. Su serenidad era espantosa en  los combates, su calibre personal de valor no se alteraba, ni se encrespaba, ni reprendía quedándose inmutable frente al colmillo peligroso de la situación en la que se hallaba. Su destreza excepcionales de dominar el público en su hablar concebido por el dominio de un mostrador de ex-pulpero para quedarse siempre con lo ajeno.

Poseía las cualidades inéditas de dominar tres idiomas y el mote de “baña perro” desde muy joven. En ocasiones se permitía ungirse de gran disimulador, embaucador con una lengua de encantador de serpiente tras la máscara aquella de que el negro era bruto o pendejo en la capacidad histriónica de hacerse el pendejo cuando quería.

Dominando la complicada comunicación escrita con una faculta nata del dominio absoluto de una caligrafía admirable y una prosa exquisita. Pero aaah…Le encantaba quedarse siempre con lo ajeno, por las viejas costumbre de los detalles de los pulperos! Eso sí!, el negro tenía un  orgullo indomable.Trataba en su interior de recurrir por instinto de bestia a las heridas en batalla. Y de no sucumbir ante el peligro en la suprema instancia de su devenir marcado que no le permitía conectarse con sus antepasados del más allá. Sintiéndose como siempre una autoridad omnímoda, inclusive por encima de Dios. Como espécimen inútil de esta tierra, polvo que se desplomaría en su poder más intenso. Al que más tarde que nunca, el deslumbrar de la ilusión óptica  de tomar y quedarse con lo ajeno en el ciclo de vida donde a él  le toco vivir.Los de arriba le iban a cobrar cada uno de sus abusos.

Siempre creyéndose el chivo que más “miaba”. Padrote de encaste ,y Toro dueño del corral. Se cobijó desde muy temprano bajo el ala de Luperón  que lo prohijó sacándolo de un mostrador de pulpería !OIGAN ESA VAINA!Y hasta el lo traicionó .

Le encantaba que lo adularan y le hicieran “coro”. Muy parecido a “Leonel” al actual que tenemos. Era un abstemio natural, no se bebía un  solo trago y no les dispensaba posiciones entre los borrachos a sus amigos.Compartía con el esmerado nácar del populacho.Pero no con sus vicios, haciéndole homenaje de los ritos africanos donde se embardunaba la pestilencia de las bodegas de los galeones. Desde donde muy lejos habían sido  transportados sus ancestros Africanos al continente.

Sus antepasados pasaron las de Caín, con poco agua, nada de comer y defecando en una vasija de madera.Los hombres, las mujeres y los niños. Él sabía todas esas vainas y se las cobraba a los blanquitos, de poquito a poquito. Inclusive a la francesita blanquita del 19 de julio, antes de partir del puerto de Santo Domingo. Esa noche  no la mató por su parte de milagro. Porque su cordón viril era extenso y prolijo.

El sabía que se iba a joder también. Pero el que se va a joder no piensa, como también el mal comió no piensa, como dice un argot muy popular dominicano. Lo sabía Món Cáceres y después Trujillo.Pero él no sabía, ni cuándo, ni cómo. ¡Lilís "hedía" a distancia a muerto! Y él no se daba cuenta. De todos modos, no había forma de echar para atrás la vaina de su viaje al Cibao.

Amaneció esa mañana de buen humor y caía una llovizna tropical deseándole suerte a las flores y los patos de los patios. Ni se acordaba de nada del brujo. La pasión por las blanca le hicieron olvidar, con el sudor de las sabanas blancas de alcoba, donde los empujones estremecieron el piso de abajo de madera la noche anterior, planchando y majando a ¡gritos de cólicos vaginales a la francesita! A la rubita francesa que se lambió anoche, dándole tuza por su parte. “Todita” la noche, la  paso alegre como tigre enjaulado y como  toro Cebú en su corral.

¡Eso es vida! le musitó entre los labios al jefe de su escolta, poniendo el pie del estribo para dirigirse al puerto para tomar el barco con la silueta angosta de nunca regresar de la hora incierta de la muerte ¡Coño, por eso me la he jugado! Y total compadre, uno lo único que se lleva son esas vainas. Esos momenticos carnales de la cama ¿Acaso no soy yo el chivo que más mea en este corral? Ahhhh, y tengo en jaque al paisito entero este.Pacificándole esta vaina a la gente de los cuartos con la dos ‘P’:  “Con plomo y pluma”. Por eso, el senado me nombró el: !PACIFICADOOOR!

Exiliando al que me dé la gana. Pero tengo que ir a conquistar el amor y buena voluntad de los hombres más agresivo del Cibao, con esa gente no se puede jugar uno. Son bravucones por necesidad, e  inconformes por naturaleza. Esa gente son espantaos activos y subversivos de la baja , mediana y alta burguesía de la isla de los colones ¡Vamos a pasarle la mano al toro y a torearlo un poco! Compadre... Pero compadre aplíquele la misma medicina que le dio a su cuñado Luis Pecunia para que se curen de verdad. A usted lo ampara un decretito del 30 de mayo dia de San Fernado.

Paradoja del destino, la misma fecha que le rompieron el pescuezo a Chapita. Ese mismito día el curita Presidente le dio el decreto San Fernando en sus manos, “pa”romperle el pescuezo a todo el que usted encuentre con “hierro” en la mano.

Eso fue lo que hizo usted, después de la carta que usted le escribió al Cura Presidente dándole los pormenores de las vainas de la victoria sobre Cesáreo Guillermo. Después que usted mismo se curó, llorando la agonía de la yegua rucia que le matarón en el combate y sacándose, usted mismo un plomo del cuello que tenía en el pescuezo que se salvó en tablita. Es verdad que usted está “untaó” o la virgen de Altagracia siempre anda con usted compadre.

Esa fiesta se hizo bien, persiguiendo a todos los que desembarcarón y Cesáreo se salvó porque se “plumeó” cogiendo la de “villa Diego”. En esa oportunidad por venir a ser una revolución con poetas  ¡Oiga esa vaina que cojones! En esa misiva le mandé a decir al curita Meriño que capturamos varios prisioneros de distintas nacionalidades: Puertorriqueños, Españoles, Franceses, y le pedí  instrucciones al Presidente Meriño para fusilar a los invasores, si convenía a la diplomacia de su gobierno con España y Francia. Compadre de le la misma medicina que le dio a su cuñado Luís Pecunia.

Inclusive llamé al “profesor”  Hostos y le “pelé bien el plátano de arriba abajo” y que se largara del país.Sino quería ajustarse a mis vainas. En esa entrevista  a Lilís no letembo el pulso al decirle al maestro Eugenio María de Hostos cuando llegó al Palacio Presidencial : ! QUE DICE  EL  TELLERAND DOMINICANO,  AQUÍ  LO  RECIBE  EL NAPOLEON DOMINICANO. EL MAESTRO HOSTOS RIPOSTÓ:  ! NI USTED ES NAPOLEÓN , Y  NI YO SOY TELLERAND!!!. Tirándole el primer balde de agua fría a la conversación cuando se iba a iniciar.

El genio iracundo de la verdadera independencia Gregorio Luperon .El temible incansable perseguidor de los españoles que se forjó con el “hierro” burdo de sus timbales en la Restauración. El que no perdonaba a  los blanquitos españoles, y les partía en cuatro el pescuezo. El que se llevó al “Cid negro” en el paso del muerto y sillón de la viuda. Y frenó y fijó al Marqués de las Carreras en Guanuma. Fue el prohijador de Lilís.Bajo su ala se cobijó sacándolo detrás de un mostrador de  pulpero en Puerto Plata. Esa son las vainas de este país que uno no las entiende.

Hilarión Lebert, verdadero nombre de Lili. Hijo furtivo de un haitiano capitán de goleta Dassa Heureaux, y una morena Josefa Lebert de vida alegre y de fundillo ampuloso. Engendrado entre las arenas de la playa de una jurunera de Puerto Plata. Aprendió desde muy temprano a conocer a los hombres por la pinta de los ojos y los gestos de las manos. Dejando descansar el carácter ligero de los machos en sus timbales.Y oyendo la voz  afectada de los montados, soportaba la carga del macuto de los resentidos sociales por su origen humilde. Desde que  Luperón lo recogió de una pulpería para llevarlo a la gloria de la guerra y el éxito de la política.¿Aquien se parece?

Varias amantes de un total de diez que tenía en los diferentes pueblos le informaban lo que se movía entre los callejones de ellas. Varias doncellas de los pueblos regionales se soñaron recientemente bailando en un “Sarao” hartándose de carne, cayéndosele los dientes en pesadilla espantosa de violencia extrema, en los forúnculos del recoveco del pantano presagiando un mal agüero para Lili  !Esas vainas son mierdas de mujeres!!NO LE PARE A ESO COMPADRE! Compadre, usted más que yo sabe lo que quieren esas hembras. Con cuentito de guardia viejo lo dan todo. Estaba harto de hacerle trampa a las vainas de esta vida y escondérsele al destino  que lo perseguía constante con su voluntad divina.

Agotado de esquivar la muerte y también de propinarla, se creía como el verdadero Dios sobre la tierra. Nadie se le escabulle al destino, todo el mundo tiene su hora. Pero se empecinaba en olvidar los vaticinios de sus mujeres, de su brujo de cabecera y los informes de sus calieses.

Lilís tras su viaje en el vapor Independencia, puso pie en Sánchez el 24 de julio. Inmediatamente un calié le musitó en el oído entregándole un papelito diciendo: ¡Cuídese en Moca del hijo de Meme Cáceres! A lo que respondió Lilís: Pero si yo descojoné al que mató a su papa !ESO NO LO CREO!   Bahhhhhhh.... basura...... Paradoja del destino.

Inmediatamente despachó su escolta para que continuara en el vapor hasta Puerto Plata y lo esperarán en la ciudad del encantado  Atlántico. Su trayecto jovial en el tren lo realizó, degustando y adulcurando el paisaje irredento de los campos sin saber que la aguja del reloj estaba en su contra.

La zalamerías ampulosas de adulaciones  la recibía en su periplo rural, eso sí le encantaba al negro Presidente. Llegó a la Vega en las auroras del inmenso sol el  mismo día 24 de julio. Zoilo G. García Gobernador de la Vega, lo recibió con estridente ditirambo recogiendo a todos los comerciantes de la Vega y San Francisco. Acantonándolo para vetar el surrealismo de las papeletas oníricas de Lilís. Se entró en  acuerdo entre las partes de los comerciantes y se firmó un contrato de préstamo de cien mil pesos, pegándole candela públicamente en el parque. Lo mismo se pensaba hacer en Moca, Santiago, y Puerto Plata, terminada la parafernalia lucrativa del pueblo santurrón salió a encontrarse con la muerte.

El comandante de la plaza Zoilo G. García,  le ofreció escolta para acompañarlo hasta su otro punto de destino. El dictador espetó: "Mire General, los machos se conocen por la cantidad de hombres que tienen sus escoltas". Lo mismito le paso a Trujillo. Otro papelito llegó a la Vega por cable telegráfico desde la capital, de su compadre Lolo Pichardo, pronosticando tramas y conjuras de los informes que le llegaban a diarios de sus calieses.

Al llegar al sitio de la tierra negra del Cibao: El Gobernador de Moca, Guarín González y el capitán Demetrio Rodríguez  lo escoltaron hasta donde se disponía a pernoctar en la casa de Carlos María Rojas. Era la última noche de su vida.El no lo sabía. Pero si presentía el “jodió fucú” que no se le despegaba detrás desde que salió de la Primada. Por la noche le hicieron una fiesta  en su honor de bienvenida en el Club. En pleno “Sarao encendió” hasta que amanezca. Preguntó: ¿Donde está el muchacho ése hijo de Meme, de quién tanto me han hablado? Es aquel que lo está mirando a usted. Allá en la esquina.

En realidad Mon no le había perdido ni pie, ni pisá, a su sombra.Desde que llegó a Moca !Carajo! No me gusta como ese carajito me mira, Dijo: Lilís. Conocedor de los hombres por la pinta de los ojos y los gestos de la mano. Explotó, para enfrentar el reto. Preséntamelo, ¿Ese es el hijo del difunto Meme Cáceres? Pues vamos a enfrentarlo de tú a tú, para decidir esta vaina rápido.

Yo quería mucho a tu padre le dice Lilís. Ahhhhh... Sí. Asiente Mon nervioso.Le dijo el joven mirando como un puerco hacia el suelo. La bulla del “Sarao” no  permitía fraternizar más en la conversación con el Presidente y sus palabras se perdían por el sonido encendió del “Perico Ripiaó’”, entre el acordeón, la güira y la tambora. Lili había jodido el negocio del acarreo de la familia, y ellos se encontraban en ruina por la introducción del ferrocarril en la parte norte del país.

El grupo de  los conjurados tomó la decisión de no actuar por la cantidad de gente dentro del Club. Mon se molestó y se retiró, se sentó desplomado en el sofá y le dijo a su madre Remigia ! COÑO MAMA, ESE NEGRO NO SALE VIVO DE AQUÍ TE LO JURO!

En los primeros albores del despunte del alba del siguiente día. El desplumaje del aleteo del canto de los gallos, llegó el miércoles con una ligera llovizna. Donde el ¨chivo¨ Manuel Rodríguez,  había realizado sus crueles abusos en época de la Restauración.

El dictador se levantó embadurnado de perfume y vestido impecable. Comió su desayuno y se reunió con los comerciantes tras un último desacuerdo entre las partes, que tuvieron que rehacer el contrato de nuevo y firmarlo. A la dos de la tarde, llegó un correo con otro papelito que le enviaba una de sus amantes. ‘LA CIGUA’, dándole todos los pormenores del plan. Cogió el papelito y se lo metió en el bolsillo izquierdo de su pantalón. Y dijo: ¡Vainas de mujeres pidiendo cuartos! El  reloj de Moca marcaba la tres y quince minutos del 26 de julio de 1899.

Lilís entró al negocio de su amigo Jaboco Lara, su hijo todavía imberbe con la celeridad de no soportar a tener paciencia requerida para el momento. La imprudencia lo acariciaba más que la desesperación de sus dieciséis años. Sacó un trabuco debajo del mostrador y el tirano preguntó: ¡Coño, pa’ qué es eso mi hijo! No terminó la “o” de hijo que faltaba, cuando sonó la explosión y el rocío de pólvora seca perfumó alrededor de todo el que se encontraba adentro del negocio.

Lilís sólo atinó a cubrirse el rostro, cuando la oreja izquierda voló por el aire, acariciando la bala su cuello. Inmediatamente Món, como un Halcón cetrero se lanzó siguiéndole la sombra .Entró dizque a comprar unos zapatos a la tienda Y lo remató con cinco descargas comiéndole la espalda ¡PARATE AHÍ! ¡TÚ NO ESTA DIQUE “UNTAO! Sin fallar un solo tiro, de los cinco que le metió al cuerpo de Lilís a quemarropa.

Al dar la vuelta Lilís con los ojos vidriosos buscando la repuesta de los que se montan. Solo dijo”: ¡muchacho del carajo no me mate! pero ya tenía cinco petacazos en el tórax. Se había convertido en ciguapa tratando de ver atrás y adelante al mismo tiempo. Buscaba los ojos de quién había disparado tantas veces sobre su cuerpo.

Conmovido, por el ataque sorpresivo que no le dio tiempo a nada, reconoció la sentencia divina que le bajó del cielo. El trabajo motor de sus autodefensas cerebrales ordenaba  a sus miembros superiores desenfundar cuando sus piernas flaqueaban y se recostaba a una mata de Guásuma, disparando dos veces. Sin tino alguno,se llevó a un mendigo transeúnte de por medio.

José Brache conmilitón  firmante del contrato y amigo de Hereaux  lo remató en el suelo descargando el “pata de mulo” de “Cachafu” que llevaba en el cinto.

Rafael Leonidas Trujillo tenía ocho añitos cumplidos cuando sucedió este hecho en Moca. Y veinte cuando “jodiaron” a Món .El 19 de noviembre 1911.El  30 de mayo 1961 lo jodieron también a él. El mismo día del decreto de San Fernando, y  en el mismo camino que se lambieron a Mon. Fueron las familias adineradas y sus acólitos pazguatos y cipayos los que produjeron esos hechos históricos en la isla de los colones.

Publicado por www.Acento.com.do 

sábado, 13 de julio de 2013

Yolanda Guzmán: antitrujillista

CALLES Y AVENIDAS DE SANTO DOMINGO

11 Septiembre 2005, 12:00 AM

Yolanda Guzmán: antitrujillista, conspiró contra el gobierno defacto de 1963 y terminó siendo una mártir de la Revolución de Abril de 1965

POR ÁNGELA PEÑA
La calle Yolanda Guzmán, tan larga, transitada y ancha, contrasta con la situación de estrechez y miseria en que pasan sus días la madre y los hermanos de la mártir de abril de 1965. Doña Beatriz, quien trajo al mundo a esa muchacha activa, militante y sensible en La Bomba de Jaiba, de San Francisco de Macorís, producto de una unión con Carlos María Paulino Fernández, sólo ha recibido incontables dolores desde que su hija fue fusilada en Mata Redonda, entre Guanuma y La Victoria, por una patrulla del Centro de Enseñanza de las Fuerzas Armadas (CEFA), apenas diez días después de iniciada la revuelta.

Entonces estaba embarazada de Milagros, pero la noticia de la muerte de Yolanda, el destino incierto de su cadáver y las condiciones en que vio sus restos en la morgue dos meses después de la masacre, sacudieron a tal extremo sus sentimientos que la criatura nació retrasada mental y hoy, con treinta y siete años, se comporta como una niña detenida en la infancia. La bautizaron con ese nombre porque nació, pese a tantos padecimientos.
Otra hija, Dámaris, padece los efectos de un derrame cerebral. Inmóvil en silla de ruedas, sin voz ni control de su organismo, llora con amargura patética al escuchar narrar la historia de su triste condición.
La propia señora cae en sollozos cuando muestra sus piernas vendadas, hinchadas por la falta de circulación, la incurable erisipela y el reciente desempleo de su hija Carmen Esther, despedida de la Secretaría de Agricultura "cuando era el único sostén de esta casa".

Viven modestamente en la misma calle Yolanda Guzmán, la única de la relación de doña Beatriz con Paulino Fernández pues luego casó con Miguel Solano, que falleció hace dieciocho años y con quien procreó otros nueve hijos: Florencia, Daniel, Dámaris, Carmen Esther, Samuel, Ruth Miguelina, Milagros y Ezequiel.

De la vida personal de Yolanda se tenían pocas noticias. Las escasas notas consignadas en diccionarios y enciclopedias sólo dan cuenta de su actuación en la contienda de abril y de su muerte prematura. En diarios de 1965, el único sobreviviente de seis que fueron alcanzados por miembros del ejército, Narciso Román Taveras, ofreció los detalles del apresamiento y posterior muerte. El testimonio fue reproducido por HOY en 1997. Al margen de sus relatos no se sabía de la existencia de esta familia sencilla que idolatra a la mártir y que cuenta su historia de luchas junto al obrero, a líderes políticos, a militares constitucionalistas. No se conocía foto suya ni descripción de su fisonomía. Gracias a un primo residente en Miami, el comandante Miguel Paulino, se lograron contactos en Santo Domingo que hicieron posible la ubicación de los parientes de Yolanda.

ENVIUDÓ JOVEN
Yolanda nació el ocho de julio de 1943. Doña Beatriz la dejó en el campo con sus padres, Enemencio Guzmán Luna y María Jacinta Bautista y vino a la capital en 1944 a trabajar como doméstica. La trajo en 1946. "Yo la crié a ella lavando, planchando, haciendo arepa y vendiendo mabí", cuenta la doña. La inquieta joven estudió en la escuela Julia Molina (hoy Uruguay) y en el Liceo México (Estados Unidos). En 1962 casó con Rafael Andrés García y procrearon una niña, Ruth Elizabeth, que murió a los siete meses de nacida. El esposo, quien trabajó como Inspector de la Presidencia en el gobierno de Juan Bosch, falleció de un ataque cardíaco el doce de septiembre de 1963.

Desde entonces, Yolanda, que en su soltería frecuentaba el club social y cultural Juan Pablo Duarte, comenzó a luchar en favor del obrero y posteriormente se uniría a las voces que reclamaban el retorno a la constitucionalidad tras el Golpe de Estado contra el Presidente Juan Bosch.
"Desde muy pequeña mostró inclinación a la política, inspirada por mamá que era antitrujillista y escuchaba las emisoras clandestinas de Cuba", refiere Florencia, la hermana que acompañaba a Yolanda en sus pasatiempos juveniles y en las manifestaciones políticas. Doña Beatriz era su confidente, secretaria y auxiliar. A ella le contó los planes para el estallido de la revolución, le hacía encomiendas para los presos políticos que visitaba en La Victoria y la encargaba de preparar alimentos que llevaba a los comandos en armas.

Florencia afirma que el salvaje asesinato de las hermanas Mirabal, durante el trujillato, desató la indignación de su hermana, que juró entonces: "Me voy a dedicar a luchar, tenemos que liberarnos de este régimen". Agrega que "cuando el PRD llegó al país el cinco de julio de 1961, fue de las primeras en inscribirse en el Conde 13. Desde entonces fue activista, militante. Conoció a José Francisco Peña Gómez con quien juramentó los comités de Gualey y Las Cañitas. Participó en la marcha de las mujeres vestidas de negro protestando por el derrocamiento de Bosch, visitaba frecuentemente las cárceles, ayudaba a las madres solteras a conseguir máquinas de cocer, leche y pan para sus hijos".

Cuentan que don Manuel Fernández Mármol le obsequiaba jabón, azúcar y comida para pobres y encarcelados y que Peña Gómez llegó a convertirse en un miembro más de la familia. "Peña para mí era un hijo, me ayudó siempre, vino a esta casita hasta pocos días antes de su muerte. Si viviera no estaríamos pasando tantas penurias", comenta la sufrida doña Beatriz.

EN LA REVOLUCIÓN
"Cuando Peña Gómez llamó al pueblo a lanzarse a las calles ella se sorprendió y dijo: "pero hoy no era, porque ella era parte del plan", narran doña Beatriz y la atenta Florencia que se afana en buscar antiguas fotos y documentos de Yolanda, peinar y asear a Dámaris, adecentar la vestimenta de la madre y de Milagros.

-¿Qué es lo que se trae Peña, porque el asunto no era hoy?- expresa que se preguntaba Yolanda, a la que habían encargado de la Zona Norte, para llevan comida a los comandos. "Dicen que ella andaba con un fusil, pero no podemos afirmarlo porque no la vimos", comentan.

Entre sollozos, doña Beatriz exclama: "Duró poco tiempo, me la mataron el dos de mayo. Unos plátanos con espaguetis y pollo que me había encargado cocinar para llevarlo al comando de la 17, lo boté el martes, cuando nos dieron la trágica noticia. Ese día dos, agregan, "se juramentaba Caamaño como presidente constitucionalista, ella salió para allá, cuando venía de regreso, en un jeep junto a Luis Reyes Acosta, José María Reyes Araujo, Rafael García Vásquez, Mario Taveras y su hermano Narciso, que sobrevivió, fueron interceptados en la esquina Marcos Adón con Pedro Livio Cedeño, por el CEFA. De ahí los llevaron a Transportación y luego a Mata Redonda, donde fueron fusilados. Trataron de sacar los cadáveres, aseguran, "pero a todas las ambulancias que se acercaban le disparan y los pobladores los enterraron a flor de tierra hasta que una comisión de la OEA los desenterró y los llevó a la morgue del hospital Gautier", narran las señoras.

"Ya a los dos meses de muerta, le avisaron a mamá que fuera a identificarla. El doctor Tancredo Duluc dijo: ‘voy a buscar ese cadáver aunque me quiten la vida’ y fuimos con una carta del Procurador Chalas Valdez", recuerda Florencia.

Doña Beatriz, sobrecogida aún por el impacto, acota: "Yo pensaba que iba a verla igualita y lo que encontré fueron sus huesos pelados, ni se le veían los cabellos. La velaron en la calle 16 de Agosto número 6, donde vivía el comandante constitucionalista Silvio Arzeno, y después una muchedumbre vestida de negro la enterró en el cementerio de la avenida Independencia".

LA CALLE
El nueve de octubre de 1965 el Ayuntamiento de Santo Domingo acordó designar con el nombre de Yolanda Guzmán "la calle que desde la Eusebio Manzueta hacia el Sur se llamaba Manzana de Oro, y hacia el Norte El Progreso de Trujillo, en homenaje a la joven combatiente que dio su vida en aras de los ideales revolucionarios...".

http://www.hoy.com.do/el-pais/2005/9/11/194762/